Si tienes una melena al mejor estilo Rapunzel, resulta que está de moda el short Bob. Pero si al día siguiente te armas de valor y le dices a tu peluquero que corte sin piedad, te enteras que ya estás out ¿Algunas vez has sentido que las tendencias están en tu contra?

Seguramente la respuesta es sí. Pero no te preocupes, no eres tú, sino la indecisión de aquellos que, por alguna razón, creen que tienen un poder divino para decidir cómo tenemos que vestirnos y hasta cómo tenemos que peinarnos.

Te invito a hacer un ejercicio. Mírate al espejo y repite varias veces: ¡No soy esclava de la moda! Eso sí, tienes que hacerlo todos los días, y en poco tiempo sentirás que tienes la libertad de llevar el peinado que te apetezca y salir sin sufrir delirios de que todo el mundo te está mirando por lo mal que llevas el pelo.

No, los guardianes del estilo no te persiguen. Tampoco la señora del supermercado te está mirando con ojos de inquisidora porque no lleves el último estilo en tu pelo, probablemente te mire porque al pasar intentándote esconder, tropezaste y tiraste todas las frutas.

 

 

En fin, los estilos y las tendencias en cuanto a peinados no son una obligación y si te pones a pensar con detenimiento, te darás cuenta de que probablemente algunos de esos peinados que están de moda, no siempre quedan igual que en las fotos de las revistas de peinados que ves en las peluquerías.

Nadie mejor que tú para saber qué es lo que te queda bien, cómo luce mejor tu cara, qué es lo que va mejor con tus facciones y, más importante aún, qué es lo que funciona para tu estilo de vida y con qué te sientes mejor.

Pero… ¿Qué son las tendencias? Para muchos la moda es un concurso de popularidad sin fin y las tendencias son esas disposiciones predominantes para o actuar de determinada manera.

Ahora bien, piénsalo, medítalo y no te mientas ¿En realidad quieres parecerte a todo el mundo? Probablemente no.

Imagínate entonces entrando a un lugar. De repente todo se vuelve en cámara lenta y todo el mundo te mira. Pero no porque lleves el pelo como una fregona vieja – según tu punto de vista, claro-, te miraran porque irradias personalidad, caminas con seguridad y estas estupenda. ¿Por qué? Porque te sientes bien contigo misma. Nada como ser tu misma.

Atrás queda si conseguiste arreglar tu pelo de una forma que resalte la línea de tu mandíbula o que te hace lucir un cuello perfecto. Siéntete orgullosa y regia, pues no eres una más del montón. Eres tú y ser tú, con tu cabello como lo quieras llevar: tener personalidad es ser espectacular.

Una tendencia a menudo comienza con lo que le gusta a una figura influyente y seguirla rápidamente significa que formas parte de un grupo selecto. Pero, ¿prefieres ser una simple seguidora o destacar por tu originalidad?

 

 

Peinados de moda: ¿Realmente funcionan para ti?

Vamos a ver. Si revisamos las revistas de moda, espiamos a las celebridades y nos damos un paseo por los salones de belleza, es muy fácil notar que, este 2019, los looks estarán marcados por ondas surferas, coletas ultra altas, recogidos elegantes y flequillos cortinas.

Muy bien, todo suena hermoso. Pero resulta que tienes el cabello liso y no hay rizador que logre un milagro o, peor aún, que las coletas apretadas te dan migraña. Quizá no estés de humor para llevar tu melena en un moño o el flequillo te da calor.

Justo en ese momento tienes una epifanía y entiendes el verdadero significado de las frases: “de la moda lo que te acomoda” y “sobre gustos y colores no han escrito los autores”.

En resumidas cuentas, la clave está en que simplemente no hay modas, porque la mejor tendencia es que lleves el cabello como más te guste a ti ¿El mejor peinado para este año? Tu pelo, así tan cual como lo llevas ahora.